• 27 y 28 de Noviembre, Madrid
  • Palacio Duques de Pastrana
Madrid Retail Congress 2018

La hora del Nuevo Retail

  • Equipos
  • Canales
  • Modelos de negocio
  • Tecnologías
  • Personas
  • Palacio Duques de Pastrana
  • 27 y 28 de Noviembre

Pensumo y la fidelización del cliente

Pensumo y la fidelización del cliente

Hoy en día las grandes superficies, el comercio online y el establecimiento físico de barrio  tienen una manera diferente de fidelizar y retener clientes. Ya sean por las diferentes capacidades de captación, publicidad y medios económicos. Todos sus métodos se dedican a la sana competición de precios y rebajas. A veces rebajas disfrazadas de puntos acumulables que nunca se gastan promocionadas en el uso de una tarjeta de socio. Son medidas muy anticuadas, que al ser realizadas por todos la victoria recae en quien ha conseguido vender al mejor precio su producto. A veces con este método hasta se pierde dinero abogando a que ese cliente lo ha ganado. Pero eso es solo una victoria pasajera, ya que el cliente se ha ganado en esa compra o en ese producto. No se ha fidelizado realmente a ese cliente.

La victoria sobre la fidelización, el cliente para siempre, solo se consigue con la apreciación al mismo como persona. La mayoría de las fidelizaciones perfectas se realizan con una atención al cliente detallista, siempre disponible y rápida. Sin embargo, no todas las compañías pueden dar este servicio o simplemente no se puede ofrecer por el tipo de producto o servicio ofrecido.

Entre todo este enrevesado y diferente mundo de las ventas no hay un medio común y universal para poder fidelidad al cliente. No hay un medio en el que todas las empresas puedan acudir como medio de conseguir clientes que vuelvan al establecimiento para realizar sus futuras compras. El pequeño comercio no puede competir con los grandes descuentos de las grandes superficies, la gran superficie no puede competir con la calidad de la pequeña o el comercio online con una atención al cliente inmediata o bien no puede garantizar la adquisición del producto de la misma forma.

No existía ninguna herramienta o producto universal que todos estos tipos de comercios pudieran usar en iguales condiciones, hasta ahora.

En 2013 se formalizó la idea de Pensumo, una  plataforma que  beneficia el comercio y al cliente. Por un lado Pensumo se convierte en un sello diferenciador para otras empresas, y también lo hace capaz de competir con el factor “Precio” con el que compiten los bazares y las grandes tiendas. Se sustituyen los puntos y descuentos por aportaciones económicas. De esta forma se garantiza la recurrencia en la compra en ese mismo comercio. Por otro lado beneficia al cliente retribuyéndole una compensación monetaria liquida, real y personal. Es un ahorro implícito en cada compra.

La razón de la efectividad de Pensumo recae en la idea ya mencionada, en la preocupación de la empresa sobre su cliente como individuo y no como un medio de ganancias. Con la aplicación de Pensumo en su tienda, el comercio demuestra una preocupación real por el ahorro de su cliente. No le da un mínimo de puntos imposibles de alcanzar, no le da un precio imposible de recuperar para el comercio. Le da algo real. Dinero para su futuro. El gasto de hoy se convierte en el ahorro del mañana.

¿Pero realmente el cliente ahorra más que con los descuentos y los puntos? ¿Es verdad que al final el consumidor elige este modelo antes que el descuento inmediato?. La respuesta es sí y la viabilidad puede explicarse a través de una formula. Pensumo está basado en la teoría de John Keynes. Su fórmula implica la fórmula actual del mundo capitalista en la que se basan la mayoría de los países del primer mundo en la actualidad, que es: el trabajo menos el gasto nos da el ahorro. Sin embargo, al ingresar a la variable Pensumo, se formula una nueva fórmula: trabajo menos gasto más Pensumo, hacemos que el ahorro sea mayor. Pensumo es, por lo tanto, una herramienta de ahorro seguro. Por lo que el cliente lo elige antes que otros descuentos irrisorios. Ya que cuanto más descuento hay más dinero es gastado (solo hay que ver el ejemplo de las rebajas, donde la media de gasto medio de un español es mayor en estas fechas), por lo tanto con Pensumo puede hacer un gasto controlado gratis y sencillo.

Muchos son los retails que buscan la fórmula perfecta de la fidelización y todavía no se han dado cuenta de que ya existe. Pensumo es el producto que toda empresa necesita si quiere tener clientes para siempre.

Alicia Orós Francia, asistente de proyecto en Pensumo

Organizan

Colaboran

Patrocinador PLATA

Patrocinador BRONCE

Entidad Financiera colaboradora

Media Partners

Con el apoyo de

Cerrar menú